Palabras Quotes

Quotes tagged as "palabras" Showing 1-30 of 82
José Saramago
“Somos o que pensamos, e dizemos aquilo que pensamos com palavras. Se as palavras são tão mal usadas, deturpadas, mal pronunciadas muitas vezes, que pensamento podem expressar? Isso é frustrante.”
Jose Saramago

Patrick Rothfuss
“Es una palabra. Las palabras son pálidas sombras de nombres olvidados. Los nombres tienen poder, y las palabras también. Las palabras pueden hacer prender el fuego en la mente de los hombres. Las palabras pueden arrancarles lágrimas a los corazones más duros. Existen diez palabras que minarán la más poderosa voluntad de un hombre. Pero una palabra no es más que la representación de un fuego. Un nombre es el fuego en sí.”
Patrick Rothfuss, The Name of the Wind

Alessandro D'Avenia
“No hay que tener miedo a las palabras. (...). Hay que llamar a las cosas por su nombre, sin miedo. (...) Yo ya no tengo miedo a las palabras, porque ya no le tengo miedo a la verdad. Cuando tu vida es lo que está en juego, no soportas los rodeos.”
Alessandro D'Avenia, Blanca como la nieve, roja como la sangre

Patrick Rothfuss
“Utilizar palabras para hablar de palabras es como utilizar un lápiz para hacer un dibujo de ese lápiz sobre ese mismo lápiz. Imposible. Desconcertante. Frustrante.”
Patrick Rothfuss, The Name of the Wind

Yasunari Kawabata
“Un dia, mientras escribia una carta, Otoko abrio el diccionario para consultar el ideograma 'pensar'. Al repasar los restantes significados (añorar, ser incapaz de olvidar, estar triste) sintio que el corazon se le encogia. Tuvo miedo de tocar el diccionario... Aun ahi estaba Oki. Innumerables palabras se lo recordaban. Vincular todo lo que veia y oia con su amor equivalia a estar viva. La conciencia de su propio cuerpo era inseparable del recuerdo de aquel abrazo.”
Kawabata Yasunari, Lo bello y lo triste

Gonzalo Torrente Ballester
“Lo que cuentan no son los actos, sino los motivos, no las palabras, sino los sentimientos.”
Gonzalo Torrente Ballester, El señor llega

José Saramago
“No es exactamente asi. Hubo un tiempo en que las palabras eran tan pocas que ni siquiera las teniamos para expresar algo tan simple como Esta boca es mia, o Esa boca es tuya, y mucho menos para preguntar Por que tenemos las bocas juntas. A las personas de ahora ni les pasa por la cabeza el trabajo que costo crear estos vocablos, en primer lugar , y quien sabe si no habra sido, de todo, lo mas dificil, fue necesario comprender que se necesitaban, despues, hubo que legar a un consenso sobre el significado de sus efectos inmediatos, y finalmente, tarea que nunca acabara de completarse, imaginar las consecuencias que podrian advenir, a medio y a largo plazo, de los dichos efectos y de los dichos vocablos. Comparado con esto, y al contrario de lo que de forma tan concluyente el sentido comun afirmo ayer noche, la invencion de la rueda fue mera bambarria, como acabaria siendolo el descubrimiento de la ley de la gravitacion universal simplemente porque se le ocurrio a una manzana caer sobre la cabeza de Newton. La rueda se invento y ahi sigue inventada para siempre jamas, en cuanto las palabras, esas y todas las demas, vinieron al mundo con un destino brumoso, difuso, el de ser organizaciones foneticas y morfologicas de caracter eminentemente provisional, aunque, gracias, quiza, a la aureola heredada de su auroral creacion, se empenian en pasar, no tanto por si mismas, sino por lo que de modo variable van significando y representando, por inmortales, imperecederas o eternas, segun los gustos del clasificador. Esta tendencia congenita a la que no sabrian ni podrian resistirse, se torno, con el transcurrir del tiempo, en gravisimo y tal vez insoluble problema de comunicacion, ya sea la colectiva de todos, ya sea la particular de tu a tu, como se ha podido confundir galgos y podencos, ovillos y madejas, usurpando las palabras el lugar de aquello que antes, mejor o peor, pretendian expresar, lo que acabo resultando, finalmente, te conozco mascarita, esta atronadora algazara de latas vacias, este cortejo carnavalesco de latones con rotulo pero sin nada dentro, o solo, ya desvaneciendose, el perfume evocador de los alimentos para el cuerpo y para el espiritu que algun dia contuvieron y guardaban. A tan lejos de nuestros asuntos nos condujo esta frondosa reflexion sobre los origenes y los destinos de las palabras, que ahora no tenemos otro remedio que volver al principio.”
Saramago José

Amélie Nothomb
“It is too sad . I must speak to him
- The do you really ?
- Sure . How can you expect things to get better , if we do not speak?
- Earlier , you talked to Mr. Omochi . Do you feel that things have thus been arranged?
- What is certain is that if we do not talk , there is no chance to solve the problem.
- What seems more certain is that if we talk, there is serious risk of aggravating the situation.”
Amelie Nothombe

“y ocurrió
que casi al terminar el cigarrillo
el hombre se golpeó la frente
dijo carajo
que es el equivalente nacional de eureka
y se detuvo”
Humberto Costantini, Cuestiones con la vida: Antología poética

Cormac McCarthy
“Como si el mundo se encogiera en torno a un núcleo de entidades desglosables. Las cosas cayendo en el olvido y con ellas sus nombres. Los colores. Los nombres de los pájaros. Alimentos. Por último los nombres de las cosas que uno creía verdaderas. Más frágiles de lo que él habría pensado. Cuánto de ese mundo había desaparecido ya? El sagrado idioma desprovisto de sus refrentes y por tanto de su realidad. Rebajado como algo que intenta preservar su calor. A tiempo para desaparecer para siempre en un abrir y cerrar de ojos.”
Cormac McCarthy, The Road

Antoine de Saint-Exupéry
“Las palabras son fuente de malentendidos”
Antoine de Saint-Exupéry, El Principito

Claudio Magris
“Sabías que la poesía no es jamás sólo tuya, como el amor, sino de todos; no es el poeta el que crea las palabras, decías y declamabas, es la palabra la que se le hecha encima y le hace poeta...”
Claudio Magris, Lei dunque capirà

C.S. Lewis
“La cuestión de la fe surge después de que un hombre ha hecho lo posible por practicar las virtudes cristianas, y ha descubierto su fracaso, y ha visto que incluso si pudiera ponerlas en práctica sólo le estaría devolviendo a Dios lo que ya es de Dios. En otras palabras, descubre su insolvencia. Pues bien; una vez más, lo que a Dios le importa no son exactamente nuestras acciones. Lo que le importa es que seamos criaturas de una cierta calidad -la clase de criaturas que Él quiso que fuéramos—, criaturas relacionadas con Él de una cierta manera. No añado «y relacionadas entre ellas de una cierta manera», porque eso ya está incluido: si estáis a bien con Él inevitablemente estaréis a bien con todas las demás criaturas.”
C.S. Lewis, Mere Christianity

“Los libros son un inmenso mundo de palabras que siempre nos invitan a conocer lo que está más allá del pequeño mundo que nos rodea.”
Martín Balarezo García

Laura Esquivel
“La experiencia lo hizo descubrir el gran poder que las palabras tenían para acercar o alejar a las personas, y que lo importante no era el idioma que se utilizara sino la intención que llevaba el comunicado.”
Laura Esquivel, Swift as Desire

Friedrich Nietzsche
“Las palabras más silenciosas son las que traen la tempestad. Pensamientos que caminan con pies de paloma dirigen el mundo.”
Friedrich Nietzsche, Asi Hablo Zaratustra

Javier Tinajero  Rodríguez
“El poema está completo cuando las palabras encuentran la vida.”
Javier Tinajero Rodríguez

Angelika Schrobsdorff
“No me puedo imaginar que en una lengua distinta a la materna pueda uno mostrarse como realmente es. Porque uno está orgánicamente imbricado con el idioma, que más que cualquier otra cosa es expresión de la personalidad, lo mismo que es, más que cualquier otra cosa, la clave para acceder a un pueblo y su cultura. Por supuesto, las palabras y la gramática se pueden aprender, pero lo que está en torno a las palabras, dentro y detrás de las mismas, jamás. Con otro idioma, ¿no tendría uno que volverse otra persona?”
Angelika Schrobsdorff, You Are Not Like Other Mothers

Simone Weil
“Las mismas palabras [por ejemplo, un hombre dice a su mujer, "te amo"] pueden ser triviales o extraordinarias según la forma en que se digan. Y esa forma depende de la profundidad de la región en el ser de un hombre de donde procedan, sin que la voluntad pueda hacer nada. Y, por un maravilloso acuerdo, alcanzan la misma región en quien las escucha. De tal modo, el que escucha puede discernir, si tiene alguna capacidad de discernimiento, cuál es el valor de las palabras.”
Simone Weil, Gravity and Grace

Benedict XVI
“Esta oración verdadera, este estar interiormente con Dios de manera silenciosa, necesita un sustento y para ello, sirve la oración que se expresa con palabras, imágenes y pensamientos. Cuanto más presente está Dios en nosotros, más podemos estar verdaderamente con Él en la oración vocal. Pero puede decirse también a la inversa: la oración activa hace realidad y profundiza nuestro estar con Dios. Esta oración puede y debe brotar sobre todo de nuestro corazón, de nuestras penas, esperanzas, alegrías, sufrimientos; de la vergüenza por el pecado, así como de la gratitud por el bien, siendo así una oración totalmente personal.”
Benedict XVI, Jesus of Nazareth: From the Baptism in the Jordan to the Transfiguration

“No disimulo mi entusiasmo al escuchar mis propias palabras, me encantan esas situaciones en las que la frase de un libro encaja en mi realidad.”
Laura Riñón Sirera, Amapolas en octubre

Benedict XVI
“Al centrar las imágenes cósmicas del Hijo del Hombre (Daniel y Cristo) en una persona, en una persona actualmente presente y conocida, el contexto cósmico se convierte en algo secundario, y también la cuestión cronológica pierde importancia: en el desarrollo de las cosas físicamente mensurables, la persona «es», tiene su «tiempo» propio, «permanece». Esta relativización de lo cósmico, o mejor, su concentración en lo personal, se muestra con especial claridad en la palabra final de la parte apocalíptica: «El cielo y la tierra pasarán, mis palabras no pasarán» (Mc 13,31). La palabra, casi nada en comparación con el enorme poder del inmenso cosmos material, un soplo del momento en la magnitud silenciosa del universo, es más real y más duradera que todo el mundo material. Es la realidad verdadera y fiable, el terreno sólido sobre el que podemos apoyarnos y que resiste incluso al oscurecerse del sol y al derrumbe del firmamento. Los elementos cósmicos pasan; la palabra de Jesús es el verdadero «firmamento» bajo el cual el hombre puede estar y permanecer.”
Benedict XVI, Jesus of Nazareth, Part Two: Holy Week: From the Entrance into Jerusalem to the Resurrection

“Hay palabras que no nos abandonan nunca por mucho que las digamos. Hay recuerdos que no nos dan tregua, no importa cuántas veces los hayamos compartido con los demás. Pero de pronto, un día, encontramos a alguien con el conjuro exacto, y ese día sucede la magia. Contamos lo mismo, relatamos los mismos hechos, pero esta vez, sentimos que la otra persona nos comprende. Y entonces, al fin, el recuerdo es exorcizado y deja de pesar. Las palabras nos abandonan y ya no las sentimos como fuego en la garganta y en el corazón.”
Hendelie, Nebulosa

Javier Tinajero  Rodríguez
“La poesía es la vida oculta de las palabras.”
Javier Tinajero Rodríguez

“Aprendió que la magia escénica no era más que una forma de contar historias. Cada truco era un drama. El mago, o narrador, creaba en el primer acto unas expectativas que luego, en el tercer acto, se cumplían en la misma medida en que resultaban más enigmáticas. Mosche comprendió que el verdadero truco se realizaba solo en la mente de los espectadores. El arte no era lograr una transformación mediante la mecánica de las maniobras o del material accesorio; el arte consistía en la transformación de los sentimientos. Para ello era necesario decir lo adecuado. Por lo general era mejor utilizar las menos palabras posibles.”
Emanuel Bergmann, De truc

Javier Tinajero  Rodríguez
“La escritura tiene su propio espacio-tiempo: el papel es el mundo y las palabras sus estaciones.”
Javier Tinajero Rodríguez

“Palabras, con ellas se hace y se deshace a voluntad.”
Elena Ferrante, The Story of a New Name

“En ese caso se quedará en el lugar donde acaba todo lo divino y lo humano. En el cementerio del olvido, donde van a parar todas las palabras escritas por el hombre, como dice Borges.”
Miguel Torres, La invención del pasado

Graham McNeill
“Las palabras moldean el pensamiento, remueven los sentimientos y accionan las fuerzas. Matan y reviven, corrompen y curan.”
Graham McNeill, False Gods

“Escribo en la sombra
mudas palabras
que nadie sabe,
signos confusos
que nadie lee,
resabios de sueños
sin aurora,
en un largo silencio.”
Alaíde Foppa, Las palabras y El tiempo

« previous 1 3