Mientras Leo's Reviews > La isla del tesoro

La isla del tesoro by Robert Louis Stevenson
Rate this book
Clear rating

by
6348927
's review
Jun 17, 12


" Y a la tercera repetición del coro, empujó las barras del cabrestante al frente de ellos con gran brío. Más aun en aquel momento de excitación, ese canto lúgubre me trasladaba con la imaginación, en un segundo, a mi vieja posada del Almirante Benbow, en la cual oía de nuevo la voz de aquel capitán sobresaliendo sobre el coro entero. Pero muy pronto el ancla estaba ya fuera y se la dejaba colgar, escurriendo junto a la proa. Pronto se izaron también las velas, que comenzaron a hincharse suavemente con la brisa, y las costas y los buques empezaron a desfilar ante mis ojos de uno y otro lado, de tal manera que, antes de que hubiera ido a buscar en el sueño una hora de descanso, ya La Española había zarpado gentilmente, empezando su viaje hacia la isla del Tesoro. "


Todos pasamos una época de novelas de aventuras. Todos tenemos una edad en la que nos fascinan los tesoros pirata y las banderas con tibias cruzando la calavera ya reconocida como pirata. Y todos, absolutamente todos, sabemos lo que significa el contorno de una gran X en el suelo. Por eso traigo hoy este clásico, porque nos hizo soñar en papel o en cualquiera de sus adaptaciones y, sobre todo, porque marca una edad. Hoy traigo a mi estantería virtual, La isla del tesoro.

Conocemos a Jim Hawkings, quien tras morir su padre, descubre un mapa del tesoro en el interior de un baúl cuyo último propietario fue un fallecido pirata. Este mapa hace que Jim se embarque en un viaje a una isla tropical con el objeto de encontrar el tesoro. Empieza el viaje de la vida.

Es curioso como uno de los títulos más sonados de la literatura nació como un pasatiempo. Un Stevenson que contaba con 30 años se fue de vacaciones con su familia a Perth, una zona lluviosa que hizo gala de su fama recluyéndolos en casa. Precisamente por ello había que entretener a su hijastro, así que Stevenson hacía dibujos para que los pintara. De este modo, a medida que se iba quedando sin ideas, deciden un día dibujar un mapa del tesoro, situándolo en una Isla del tesoro que empezarían a dibujar colocando árboles ríos y montañas que rodeasen el camino al tesoro. A partir del dibujo, Stevenson se dedicó a inventar el relato que iría leyendo por la noche a la familia como divertimento y, no sólo eso, sino que el proyecto se convirtió en entretenimiento común ya que todos aportaron sus ideas.

Tal vez esta obra carezca de los personajes tan impactantes como Hyde, pero aún así todos conocemos a John Silver, es uno de estos nombres que permanecen flotando en el aire y de los que todos, mas tarde o más temprano, hemos oído hablar. Y es que hoy llega una novela de piratas de las buenas, de barcos enormes, grumetes y parches en el ojo, con loros e islas peligrosas que se atisban desde viejos catalejos. Todo ello viene contado en primera persona por un joven que, poco a poco, va dándose cuenta de que la tripulación que lo acompaña, no es ni la mitad de fiel que parece.

Como buena novela de aventuras, es de acción rápida. Si bien yo me quedo con la primera parte, que aún careciendo de las descripciones que nos vamos a encontrar a medida que avanzamos, me resulta mucho más intrigante. Ese viaje hacia una isla remota, la búsqueda del barco y la tripulación y, finalmente, echarse a la mar, me enamoraron. Está narrado con sencillez, no olvidemos que se trata de una novela juvenil, así que ni siquiera en los capítulos en alta mar nos sentimos acobardados por las palabras que utilizan. Tampoco encontramos uno de los rasgos habituales en la obra de Stevenson; la crítica. No se juzga aquí las decisiones ni la moralidad de sus personajes, ya que están todos encasillados en su papel de "buenos" o "malos" que no buscan sorprendernos sino sobresalir en su actuación.

Hoy desembarcan Jim y John Silver; el bueno y el malo de la película. El joven que se enfrenta a un viaje que cambiará su vida y el astuto pirata que nos deslumbró la primera vez que lo vimos, en pie sobre su pata de palo, con el loro posado sobre su hombro y con cierto tufillo a ron. ¿quién podría olvidarlo si se nos presenta así?

Por mi parte he disfrutado mucho con este tipo de novelas de aventuras, y vosotros ¿Cúal es la que más recordáis?

Gracias
likeflag

Sign into Goodreads to see if any of your friends have read La isla del tesoro.
sign in »

No comments have been added yet.