Ritz's Reviews > El hada Carabina

El hada Carabina by Daniel Pennac
Rate this book
Clear rating

by
98190
's review
Jul 21, 2008

really liked it
bookshelves: autor_p_q, en_mi_biblioteca, autores_preferidos, novelas, novela_negra, daniel_pennac, literatura, literatura-contemporánea, literatura-francesa
Recommended for: a Israel, a Núria, a Patxi, a Kitty, a María y a todo el que le guste la novela negra
Read in June, 2008

Nuevamente al encuentro de Malausséne y sus aventuras y desgracias. El hada Carabina reúne todas las cualidades y virtudes expuestas ya en la reseña de La Felicidad de los Ogros y nuevamente el libro se luce: autor, historia, ritmo, portada y traductor, todo en conjunto para lograr un manjar literario.

Si ya leyeron La felicidad de los ogros, y si no también, puedo decir que quien titula la novela, nuevamente, es El Pequeño con su imaginación de niño todavía intacta.

El hada carabina me ha parecido menos “violenta” que La felicidad de los ogros, pero creo que esa percepción depende de susceptibilidades personales. Me pega más que le den a los niños a que se zampen a unas viejas que acaban “… silenciosas, no culpables, no asustadas, ni siquiera inquietas, sino repentinamente viejas de nuevo, devueltas a su soledad y a su indiferencia.”

En ésta segunda entrega vuelve, por su puesto, el clan Malau, a los que visitan algunos personajes de su predecesora como el viejo Stojilkovich quien expresa en esta entrega ante tanta ignominia “ –Si Dios existe, espero que tenga una buena excusa.”; y también se integran una cantidad enorme de nuevos personajes, comenzando con el nuevo crío que da a luz la mamá Malaussène; todos tan dimensionados y dinámicos como sabe escribirlos Pennac.

Personajes como la transitoria e ingenua culpable Edith Ponthard-Delmaire quien se adjudica la frase “Pues ser libre es en primer lugar haberse librado de la necesidad de comprender…” a la que el narrador luego agregará “(Los verdaderos problemas aparecen siempre cuando se comprende demasiado)”

En esta historia sabemos un poco más sobre la Tía Julia, nos enteramos de que su padre, un importante gobernador, opinaba que “Escribir la Historia es dejar la Geografía hecha un lío.” y tenía en mente una revolución.

Por supuesto cómo va a faltar el Comisario de División Coudrier y sus incisivos comentarios hacia su amigo Malau como “…, hoy hay dos tipos de delincuentes: los que no tiene familia y los que la tienen.”

En esta historia hay más policías, investigadores e inspectores, en fin más trabajo policíaco e investigación que en la anterior.

De entre tanto policía hay dos que me sacaron el corazón y se lo quedaron, no me gusta dar mucho detalle para evitar los spoilers…

…pero son los inspectores Van Thien, quien opina que “la memoria es la imaginación al revés”; y Pastor a quien su padre le decía “La felicidad individual debe producir efectos colectivos; sin ello, la sociedad es sólo un sueño de depredador.” haciendo de él un hombre que puede declarar algo como “Me he enamorado, señor, y no puedo hacer dos cosas al mismo tiempo.”
¡Bueno amo más a Malaussene! Podría decirse que le puse cuernos a mi novio con Malau de tanto que lo amo, y ¿quién no? si se trata de un personaje cuya filosofía de vida es “…: si encuentran a un ser humano en la multitud, síganlo… síganlo.”

El conflicto en sí de la histotia, a mi me pareció flojo, pero digo esto desde los cinco libros ya leídos, así que no le desmerezco, sino que no fue mi preferido de la serie.

La narración sigue plena de inverosimilitudes y casualidades y es decisión de cada quién concedérselo o criticárselo. Yo concedo. Desde el comienzo uno sabe todo lo que está sucediendo pero los personajes no, así que tenemos que sufrir su ignorancia hasta que descubren qué es lo que sucedió, eso sí al final no queda ningún cabo suelto.

Esto es lo que se dice más comúnmente sobre esta novela: «Cuando empezó a escribir El hada carabina, segunda entrega de las aventuras de la tribu Malaussène, Daniel Pennac se dijo: “Voy a divertirme dando vuelta a los estereotipos; y no a uno, sino a todos de manera sistemática”. Y logró crear una gran novela –premiada en varias ocasiones– en la cual, además de la intriga, brillan la ternura, la profundidad psicológica, el sentido del humor y la denuncia social.»
flag

Sign into Goodreads to see if any of your friends have read El hada Carabina.
Sign In »

No comments have been added yet.